Sexshop Online

Formas de pago

Formas de pago

Novedades

Depilación genital: ¿te apuntas?

Publicado el: 19/08/2015 13:50:07
Categoría: Pinceladas de Sexo

Le depilación genital es más que una moda pasajera

Depilación genitalLa depilación genital es tan antigua o más que la civilización egipcia. Se sabe que ya en aquellos tiempos las mujeres empleaban diversos potingues para facilitar el rasurado del pubis con piedras rasposas, mientras que los hombres utilizaban 'a lo vivo' herramientas hechas de sílex como si fueran navajas. La costumbre se mantuvo a través de las civilizaciones griega y romana. En los baños de la Antigua Roma las nobles patricias se ponían en manos de esclavas especializadas que realizaban su trabajo en los baños públicos. La depilación corporal se consideraba sinónimo de juventud y belleza, además de pertenencia a la clase acomodada. En las civilizaciones musulmana, judía e india la depilación se llevaba a cabo mediante la técnica del hilo, tan en boga últimamente. ¿Y qué ocurría en la civilización cristiana? Pues que como era de esperar, se consideraba un hábito pagano y prohibido, como todo lo que tenga que ver con 'esas partes prohibidas objeto de diabólicas tentaciones'. Y actualmente nuestros guardianes de la fe no han cambiado mucho de opinión que digamos.

Pero, ¿por qué los seres humanos conservan el pelo del pubis cuando a lo largo de la evolución han ido perdiéndolo en casi todo el cuerpo? A este respecto se manejan dos hipotéticas causas. La primera puede ser diferenciar los individuos adultos, preparados para reproducirse, de los que aún no lo son. La segunda, acumular el olor producido por ciertas glándulas con objeto de generar excitación sexual en nuestros congéneres. Y quizás también servir como barrera protectora de nuestros genitales frente a agentes externos que pudieran resultar nocivos. En nuestros días, con el uso de ropa interior y perfumes, le hace carecer de su antiguo sentido. A la mayoría (hay excepciones para todo) nos gusta más oler una fragancia de Chanel que el que produce la falta de una buena ducha.

En la actualidad, la idea principal de depilarse el vello genital tiene que ver más con la estética y la atracción sexual que con otra cosa. Para muchas personas la excitación crece al ver a su pareja con sus genitales rasurados (acomoclitismo es su nombre científico). A pesar de las trabas que la religión impone para impedirnos disfrutar de la vida, son cada vez más los que deciden depilarse el pubis. En el caso de algunos hombres la decisión viene dada además para dar la sensación de poseer un pene con mayor tamaño, para que nada interfiera a la hora de mostrar su miembro en todo su esplendor.

La depilación genital es más que una modaExisten varias formas de depilación genital, desde la utilización de cuchillas de afeitar, cremas depilatorias, ceras, maquinillas eléctricas o láser, cada una de ellas con sus pros y sus contras. Si no te has depilado nunca y estás decidid@ a hacerlo, nuestra recomendación es que acudas a un verdadero profesional para que sea él quien la lleve a cabo y te dé las pautas necesarias para que más adelante puedas hacértela por tu cuenta, minimizando los riesgos. Y es que si no se realiza por las manos adecuadas, aumenta el peligro de irritación, cortes e infección de los folículos pilosos, por citar los más comunes.

Cuando hayas conseguido la depilación que quieres, ya sea total o parcial, mira detenidamente tu nuevo 'look' en un espejo e investiga tus genitales para descubrir nuevas sensaciones. Debes saber que necesitarás de un buen mantenimiento de la zona (higiene e hidratación sobre todo) para evitar la aparición de posibles molestias. Y ojo con el vello mal depilado o en crecimiento, ya que podría rasgar el preservativo en caso de que lo usaras en tus relaciones.

Como siempre, lo más importante es que te sientas a gusto contigo mism@. Ello hará que disfrutes aún más de tus relaciones sexuales.

Tuyo y Suyo elaboración propia

Compartir este contenido