Sexshop Online

Formas de pago

Formas de pago

Novedades

Bolas chinas: salud más que placer

Publicado el: 06/02/2015 19:19:52
Categoría: Pinceladas de Sexo

Conoce todos los beneficios que proporcionan

Bolas chinasHablemos de este curioso producto cada vez más usado por las mujeres de diferentes edades.

Resulta llamativo que su adquisición esté casi reducida a sexshops y tiendas eróticas, cuando los beneficios para la salud femenina justificarían su venta en todas las farmacias (aunque poco a poco se van incorporando). Es como si las cremas para el alivio del picor o irritación de las zonas íntimas sólo se vendieran en comercios para adultos.

Este absurdo viene provocado por la educación conservadora y reprimida que aún reina en nuestra sociedad en materia de sexo. Es cierto que las bolas chinas pueden ser un juguete sexual fantástico bien utilizadas, pero también puede serlo la alcachofa de la ducha y no por ello deja de venderse en una tienda de material de baño.

La mayoría de especialistas coinciden en señalar que un buen uso de las bolas chinas mejora ciertos problemas de incontinencia urinaria, previene los desgarros durante el parto y en general desarrolla el fortalecimiento de la musculatura pélvica, aumentando la satisfacción en las relaciones de pareja.

Cómo elegir las más adecuadas

No todas las bolas sirven para cualquier mujer, ya que en su elección influyen factores como la edad, si ha tenido hijos o el tamaño de su vagina.

Para mujeres jóvenes que no hayan tenido descendencia y quieran iniciarse en su uso, dos bolas de no excesivo peso y tamaño suelen ser las más aconsejables, mientras que para mujeres algo más maduras y que hayan dado a luz es preferible el uso de una sola bola un poco mayor.

Bolas chinas para cada mujerLas bolas se introducen en la vagina a modo de un tampón corriente, y se mantienen en ella mientras se realiza la actividad diaria habitual. Hazlo siempre acompañándolas de un buen lubricante para evitar molestias e irritaciones. Se empieza por dos o tres días a la semana durante unos 20 minutos (30 como máximo), para ir aumentando gradualmente el número de días hasta llegar a hacerlo a diario. Pero recuerda, es importante que no se sobrepase la media hora al día.

Para fortalecer el músculo pélvico es necesario que la mujer esté en movimiento (no sirve de nada llevar las bolas mientras se permanece en posición de reposo), sin llegar a realizar ejercicios bruscos, como aeróbic, zumba o gimnasia muy activa.

Ojo con el producto que compras. En el mercado existe una gran variedad. No te dejes llevar por el bajo precio y asegúrate de que están recubiertas de silicona médica para que no irriten. Las hay que permiten variar su peso y con diferentes texturas, e incluso que vibran. Elige siempre una marca reconocida, como JoyBalls, LELO o Secret Balls.

Capítulo aparte merece su limpieza. Después de su uso deben limpiarse como mínimo con agua y un jabón neutro, aunque es preferible hacerlo con productos destinados a tal fin disponibles en las tiendas eróticas. Sécalas bien con una toalla de algodón antes de guardarlas para evitar que se estropeen. Es inevitable que el uso y el paso del tiempo las deterioren. Cuando esto ocurra no dudes en sustituirlas por otras nuevas. Su precio permite hacerlo, y es una buena oportunidad para probar con otras alternativas.

Anímate a disfrutar de todos sus beneficios. Tu salud y tu pareja te lo agradecerán.

Compartir este contenido